10 Técnicas para diseñar la newsletter perfecta

En post anteriores hablamos de la importancia de tener presencia online y de cómo ya las empresas no pueden desaprovechar las oportunidades que les ofrece el entorno digital.

Una vez que ya tengamos nuestro sitio web, hemos trabajado nuestro SEO y comenzamos a contar con cierta notoriedad y nuestra visibilidad en la red aumenta, es momento de incluir otras acciones dentro de nuestra estrategia digital que nos permita seguir atrayendo tráfico y conseguir posibles conversiones.

Por ejemplo, podemos realizar una newsletter mensual y enviarla a todos nuestros contactos de nuestra base de datos.

Enviar boletines es una buena manera de recordar a nuestros contactos y clientes que seguimos estando presentes y además nos ayuda a fidelizar y a construir la imagen de marca.

Pero cuidado!! Porque esta herramienta puede ser tan beneficiosa como dañina. Una newsletter mal confeccionada puede dar mala imagen, provocar desconfianza,  causar la perdida de seguidores o simplemente que no provoque ninguna reacción en el receptor.

Por eso hay que seguir ciertas pautas para que nuestro esfuerzo de sus frutos. Algunas de ellas son:

– Cuidado con el campo asunto.

Aquí tenemos mucho que contar. Es lo primero que van a ver  y nuestro primer filtro a superar. Pero además hay otras razones por las que debes prestarle mucha atención. Algunos consejos son:

  • Emplea máximo de 30 – 40 caracteres. Los textos demasiado extensos llevan a la confusión y terminan por no leerse.
  • Pon la información importante al principio. Perderías una buena ocasión de captar la atención del usuario si éste no llegara a leer el asunto completo.
  • Texto de fácil lectura y fácil comprensión.
  • Sintetiza.
  • Genera curiosidad para incitar a abrir el correo.
  • No pierdas caracteres poniendo el remitente en el asunto.
  • No pongas siempre el mismo asunto. Cámbialo para cada envío. Si no lo haces el índice de apertura termina cayendo al parecer que siempre es lo mismo.
  • Evita el uso de mayúsculas y caracteres especiales. El uso abusivo de elementos como asteriscos, guiones, exclamaciones, comillas… o textos escritos todo en mayúsculas, pueden hacer que nuestro correo vaya directamente a spam.
  • Cuidado con poner palabras como “Gratis”, “Compra”, “Urgente”, “Gana”… y unas cuantas más que ya trataremos en futuros post, ya que harían que nuestro correo fuera clasificado de spam.

 

– Cuida tu diseño.

Un diseño ordenado y claro es imprescindible para que el usuario tenga ganas de leer nuestro boletín. Si el usuario no sabe por dónde empezar… es muy probable que nos envíe directamente a la papelera.

 

– Selecciona bien el título.

Ten en cuenta que su finalidad es captar la atención del lector y que éste siga leyendo. Hay estudios que indican que los títulos determinan hasta el 80% de la lectura de tus publicaciones. Un consejo: No vendas gato por liebre. El lector lo nota y huye.

 

– La estructura de la newsletter.

Además de la estética que comentamos al principio de este listado, hay que tener en cuenta otras cosas. Las newsletter, deben ir maquetadas en HTML y debe haber un mínimo de 50% texto y 50% de imágenes. Si fuera todo imágenes nuestro boletín sería clasificado de spam. En cuanto a las imágenes, a continuación te contamos un par de cosillas que debes tener en cuenta:

  • Nómbralas correctamente. Los gestores de correo pueden tener problemas con las imágenes que lleven en su nombre espacios en blanco o caracteres especiales (tildes, ñ, asteriscos y puntuaciones). Lo que si puedes usar son los guiones medios y bajos.
  • Descripciones de imagen simples. No uses palabras que puedan penalizarnos como las que hablábamos en el apartado del asunto e intenta sintetizar en el nombre o descripción de la imagen. No intentes contarlo todo.
  • Si tienes que cargar imágenes externas, no uses ips ya que podría interpretarse que pretendes ocultar el dominio y haría que se nos considerara spam.
  • Tipo de formato. Si puedes limítate a usar JPG (para fotos y degradados) y GIF (para imágenes de colores planos). Estos formatos son aceptados por todos los gestores de correo. En el caso de los PNG los puedes usar, pero ten en cuenta que hay algunos gestores de correo que no soporta la trasparencia de éstos.
  • Optimízalas lo máximo posible sin perder calidad. Ya sabes que siendo su destino verse en pantalla es tontería que supere los 72 ppp y que deben ser en modo RGB.

 

– Para todos los dispositivos.

En los tiempos que corren… si tu newsletter no se ve correctamente en el móvil o en una Tablet… estás perdiendo a gran parte de tu público.

 

– Incluye “call to action”.

Después de cuidar todos los elementos anteriores para conseguir que nuestro usuario abra y lea nuestro boletín, no podemos flaquear en este punto y perder la posibilidad de un click. Los call to action pueden ser:

  • Imágenes. Hay que cuidar que sea evidente que se puede hacer click con alguna llamada a la acción en ella. Si no es evidente, ya tenemos que contar con la suerte de que el usuario pase por encima de ésta y se dé cuenta de que es clicable.
  • Hipervínculos. Sin ser una llamada a la acción muy relevante, es efectiva si es bien resaltada para su correcta identificación.
  • Botones de acción. Es la forma más destacada y más efectiva de llamar a la acción. Hay que cuidar su colocación como su diseño para provocar el click.

 

– Importante el aspecto legal.

Siempre debe aparece la información legal y la posibilidad de desinscribirse de la lista.

 

– Encuentra el momento perfecto.

Según el público objetivo, varía el día de la semana y hora propicias para el envío de una newsletter. Según las estadísticas, los miércoles y jueves son los días más propicios para el envío de emails de campañas de marketing. En cuanto a horarios, no es recomendable el envío por la noche.

 

– Cuida tu base de datos.

Es muy valiosa por lo que hay que cuidarla como se corresponde. Actualízala y segméntala por perfiles para conseguir mejores resultados en tus campañas y mayor fidelización.

 

– Mide tus resultados.

Con ello verás si debes modificar y corregir tu estrategia.

 

Como ves, hay muchas cosillas que tener en cuenta antes de enviar una newsletter para que ésta sea efectiva. De algunas de ellas te hablaremos más profundamente en futuros artículos.

Para finalizar, te dejamos un par de links que te pueden inspirar:

http://www.hongkiat.com/blog/beautiful-email-newsletters-for-your-inspiration/

http://dzineblog.com/2010/05/30-impressive-email-newsletter-designs-for-your-inspiration.html

 

Esperamos te haya resultado interesante este post y ya sabes que si te apetece comentarnos algo, estaremos encantados de leerte.

¡Hasta pronto!

    ¡Hola! Bienvenido

    !Estoy online! Pregúntame